Nueva York en las cuatro estaciones del año

cuando viajar nueva york

Nueva York es una ciudad que ofrece tantas opciones que no importa cuando vengas, podrás adaptarte al frío o al calor con múltiples posibilidades. Pero por lo general, si tenemos que elegir una mejor época para venir, sin duda son las estaciones de primavera y otoño.
La ciudad de Nueva York, cuenta con un clima continental húmedo, por lo que puede registrar temperaturas muy extremas tanto en verano como en invierno con el añadido de la humedad, al estar situado en la parte inferior de la bahía del Hudson.

Las 4 estaciones

Pero si algo sí podemos decir, es que cada año la ciudad experimenta el cambio de las cuatro estaciones. Así, las temperaturas en primavera (marzo-junio) son suaves habitualmente con bastante lluvia.

Los otoños (septiembre-diciembre), son frescos y más secos, pero la ciudad, especialmente Central Park, es un espectáculo digno de ser disfrutado.

Los veranos (junio-septiembre), contrariamente son muy calurosos y húmedos, por lo que la sensación de bochorno se lleva todo el día pegada al cuerpo.

Por contra, en invierno (diciembre-marzo) pueden llegar a registrarse temperaturas de 15-20º bajo cero. Esto incluye tormentas de nieve y viento. Siempre sopla el viento en la isla agudizando la sensación de frío.

Entonces … ¿Cuándo venir?

A favor de las estaciones más extremas, verano e invierno, hay que decir que las casas, tiendas, museos… están muy preparados contra el frío y el calor con potentes sistemas de calefacción en invierno y a veces heladores aires acondicionados en verano. Esto incluye la red de metro.

En cualquier caso, no importa en qué estación vengamos, el clima varía rápidamente. Los cambios, meteorológicamente hablando se suceden día tras día, así que no está de más traer ropa un poco de todo sobre todo en estaciones intermedias.

En cualquier caso. Siempre buen calzado. Si el tiempo es favorable el frenético ritmo de las calles, parques y plazas te cautivará. Si no lo es tanto, puedes practicar un turismo más de museos, galerías y seguro, disfrutar al abrigo de los cientos de restaurantes repartidos por toda la ciudad.

Dejando de lado el clima. Ya es difícil determinar una fecha en la que la ciudad esté menos saturada de turistas. Sin duda para el verano, es un destino de miles de visitantes, al igual que Navidades. Sin embargo, cada vez es más difícil escapar de las multitudes en cualquier época del año, y especialmente en los puntos de interés turístico como el Empire State Building.

La paridad Euro-Dólar muy a favor de la moneda europea estos días, está haciendo que el turismo del otro lado del Atlántico se vea atraído por este destino. Aún siendo una ciudad cara, hay de todo y si hablamos en términos de comer fuera, artículos de electrónica, ropa de deporte o cosmética… estaremos sorprendidos de todo lo que podemos comprar aquí y quizás no podemos permitir tan alegremente en nuestro país.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Get it Eric's New York Descárgatela gratis en la App Store
desde
hasta
Buscar tickets